Click para ver en grande

Un llanta de nada en la orilla; testigo único, mudo, de la estupidez humana*. Eva conquistó el río.

*La Maga y yo nos preguntamos, mientras recogíamos platos de unicel y otras formas de la mierda: ¿puede ser alguien tan imbécil como para disfrutar una buena comida junto al río y, al mismo tiempo, dejar sus despojos tirados a la orilla? Evidentemente, sí.

@flickr.

TresSeisCinco.danielivan.com

The following two tabs change content below.
Soy un Artista Multidisciplinario. Me apasiona lo visual, las palabras y la música. Trato de tener algo de eso cada día de mi vida.

Latest posts by Daniel Iván (see all)